¿Sabías que este presidente era un bartender licenciado?

Hemos encontrado que Abraham Lincoln era y ha sido el único presidente bartender licenciado. Un hallazgo histórico (gracias VintageNews!).

No es la primera vez que escuchamos hablar de un presidente con una carrera paralela: actor, profesores, ingenieros. ¿Pero en cuanto a las bebidas espirituosas qué sabemos? Cierto, George Washington estableció la destilería de whisky más grande de Estados Unidos y Thomas Jefferson hacía su propia cerveza. Y Abraham Lincoln decidió ser bartender a los 23 años.

A su regreso de la guerra Black Hawk, Lincoln se asoció a William Berry y compraron una tienda en New Salem, Illinois. Pero la prohibición de venta de alcohol para consumo dentro de la tienda llevó a Lincoln y Berry a transformar la tienda en taberna y adquirir una licencia en 1833. Se convirtieron entonces en bartenders licenciados y servían espirituosos y licores. La variedad en la taberna abarcaba desde brandy hasta ginebra, vino, ron, whisky y cerveza.

Pero la carrera de bartender de Lincoln duró hasta 1834. Su socio, Berry, desapareció por el alcoholismo y la taberna cerró. Lincoln se postuló entonces al parlamento estatal y ganó. Su carrera de político lo llevó sin embargo a negar que alguna vez vendió bebida alcohólica. Era de hecho una excusa de sus opositores electores para difamarlo.

A pesar de todo ya sabemos cómo terminó la historia. Abraham Lincoln se convirtió en el 16º presidente de los Estados Unidos en 1861 -¡y primer bartender!-.

Algo que tal vez algunos desearían para las próximas elecciones de Estados Unidos. ¿Y si el próximo presidente fuese un bartender? Tal vez de la sagacidad y de la rápida reacción de un bartender, de la curiosidad, la organización y del poder de decisión Lincoln sacó sus mejores dotes políticos.

Se sabe que muchos bartenders son altamente graduados de universidades y son diplomados de carreras. Un caso Lincoln a la inversa, digamos. Y nos preguntamos nuevamente, ¿Y si el próximo presidente fuese un bartender?

 

No conduzca bajo los efectos del alcohol. Consuma con moderación.